Salud cardiaca

MEG-3 y la salud cardiaca

Una de las mejores formas de contribuir a la salud cardiaca es llevar una dieta baja en grasas saturadas y grasas trans y comer sobre todo alimentos ricos en grasas monoinsaturadas y poliinsaturadas, como los ácidos grasos omega 3 (las grasas buenas). Según las investigaciones, los ácidos grasos omega 3 participan en el mantenimiento de unos niveles de triglicéridos, un ritmo cardiaco y una presión arterial normales.

Los omega 3 —el ácido eicosapentaenoico (EPA) y el ácido docosahexaenoico (DHA)— contribuyen a la función cardiaca y al mantenimiento de una presión arterial normal. Las organizaciones de la salud y los organismos reguladores reconocidos internacionalmente, incluida la Asociación Americana del Corazón, el Departamento de Agricultura de Estados Unidos (USDA) y los Institutos Nacionales de Salud de Estados Unidos (NIH) recomiendan consumir pescado y/o cápsulas de aceite de pescado como MEG-3® como parte de una dieta saludable para el corazón.    

510307724
MEG3_BackToHealthBenefits_Spanish

Mensajes Recientes


Este sitio utiliza cookies para almacenar información en su equipo.

x